Bebidas para antes de dormir que limpian tu hígado y queman grasas

El hígado es uno de los órganos que compone el sistema digestivo, tiene una gran importancia al momento de ayudar a depurar al cuerpo de toxinas y sustancias que resultan muy perjudiciales.

Las personas con problemas en el hígado, por lo general padecen de sobre peso y obesidad, haciéndose mucho más difícil controlar ese inconveniente.

Junto a eso, el hígado trabaja en otras funciones corporales como digerir grasas, fortalecer el metabolismo, procesar alimentos y más. Las funciones van a poder realizarse siempre que se mantenga un hígado saludable, para eso se debe desintoxicar con regularidad.

El proceso para lograrlo no es nada complejo, tampoco tiene que resultar excesivamente caro como muchos llegan a pensar. Un dato curioso es que este órgano trabaja mejor durante el reposo del cuerpo.

Por ese motivo te queremos recomendar algunas bebidas naturales que darán los nutrientes necesarios para desintoxicar este órgano. De igual manera ayuda a mejorar el metabolismo y extiende tu calidad de vida. Comienza a preparar estas bebidas y consume antes de ir a dormir para aprovechar sus efectos.

Conoce las infusiones imprescindibles a la hora de dormir, para ayudar en la salud del hígado.

Té de manzanilla: esta bebida antioxidante es muy fácil de elaborar. Requieres una cucharada de flores de manzanilla seca y 250 ml de agua.

Simplemente hierve el agua y agrega la manzanilla, deja cocinar durante un par de minutos. Retira del fuego, espera a que enfríe y consume antes de dormir por 2 semanas.

Agua de limón: es un diurético saludable, eficiente para limpiar cualquier órgano. Necesitas el jugo de un limón grande y 170 ml de agua. Calienta bien el agua y agrega el jugo de limón, consume media hora antes de ir a dormir.

Té de jengibre con limón: requieres un trozo pequeño de raíz de jengibre, jugo de medio limón y 250 ml de agua limpia. Pon a hervir el agua y agrega el jengibre. Retira del fuego y deja reposar un par de minutos, mezcla con el limón y bebe 3 veces por semana.

Té de menta: necesitas 2 cucharadas de hojas frescas de menta y 250 ml de agua. Agrega las hojas en el agua y deja hervir por un par de minutos. Vas a consumir a lo largo de 3 semanas, media hora antes de dormir.

Agua de avena: todos conocemos el gran aporte de fibra, vitaminas y minerales que aportan al hígado. Necesitas una taza de avena natural, 170 ml de agua y una cucharadita de canela en polvo.

Deja remojando la avena en agua durante al menos 7 horas, luego cuela y licúa la avena con los demás ingredientes. Bebe a diario durante 3 semanas, incluso puedes agregar hielo.

No dudes en realizar al menos uno de estas infusiones y comparte en tus redes para que cualquier persona pueda sacarle el debido provecho.

Comenta!